martes, 15 de abril de 2014

EL OFICIO DE LA FUNDICIÓN EN LA ÉPOCA COLONIAL

La fundición durante la época de dominación española en la provincia de Venezuela para el siglo XVII, fue un oficio artesanal que se caracterizó por tener una orientación hacia la producción mecánica y repetitiva de objetos utilitarios. Por ello fueron muy pocos los difundidos con un fin puramente estético y la creación artística estuvo reducida.
La importación fue uno de los factores decisivos en el inicio de la orfebrería en Venezuela, que se origina con la fundación de la ciudad de Nueva Cádiz en la Isla de Cubagua y para el año 1516, por cumplimiento de la Casa de Contratación de Las Indias, se ordenaba proveer a los religiosos de ciertos objetos para el culto, de manera que para la iglesia de Santiago de aquella población las primeras alhajas de plata que servirían de modelo a las obras de los primeros orfebres. Con la guerra de la Independencia y el terremoto de 1812, la labor de la orfebrería desapareció en gran parte, aun cuando en un principio sus maestros fueron ocupados en la fabricación de estribos, empuñaduras de espadas, balas de cañón y de mosquetes, entre otros.

En todo el territorio venezolano, los maestros de Caracas fueron los más notables y a ellos se les encomendaron trabajos para iglesias y casas de otras poblaciones cercanas. De allí la repetición de ciertos modelos de obras en toda la región central; en otras ciudades del interior hubo también algunos fundidores. Los maestros fundidores se dedicaban principalmente a la fabricación de todo lo relativo al adorno de portones, clavos, quicialeras, bocallaves, llamadores, mascarones y cantoneras. Para la iluminación de hogares: los candeleros, blandones y arañas; Muebles: manillas y bocallaves; Cocinas: morteros, pailas, ollas y múcuras; Aperos: estribos, espuelas, botones y frenos; iglesias y haciendas: Campanas, incensarios, cáliz, entre otros.
Colección del Museo de Arte Colonial de Mérida
La colección del Museo de Arte Colonial de Mérida posee una variedad de objetos metálicos con diversos usos y materiales, que datan desde finales del siglo XVI y el XIX, clasificados en los siguientes grupos:
1.- Objetos y ornamentos litúrgicos o de culto (custodia, candelabros, botafumeiros ‘incensarios’, y campana).
2.- Objetos utilitarios para el hogar (múcuras, planchas a carbón, llamador, llave, anafre, caja de caudales y romana).
3.- Objetos de agricultura,  ganadería y aperos (escardillas, estribos, herraduras, clavos y frenos para caballo).
4.- Armas y municiones (balas de cañón y fragmento de bayoneta).

La muestra se ubica en el área del traspatio, para el disfrute de todos.



"MÉRIDA EN CIEN AÑOS DE FOTOGRAFÍA: 1860-1960" ESPACIO ALTERNO DEL MUSEO DE ARTE COLONIAL

La fotografía desde sus inicios ha causado fascinación por su poder de capturar el momento, reafirmar la realidad y servir como soporte del ideal de verdad. De este encanto no ha escapado Mérida que desde la llegada de la cámara y el desarrollo de este sistema de reproducción, la ciudad se convirtió en uno sus principales objetivos.


El Museo de Arte Colonial del Estado Mérida cuenta con una colección de 72 imágenes que demuestra el uso de la fotografía en este estado en un espacio temporal de 100 años, comprendido entre 1860 – 1960, convirtiéndose en un banco de datos visuales y una ventana hacia la época.
En esta colección fotográfica hay una muestra importante de imágenes que hacen alusión al terremoto, acontecido en el estado el 24 de abril de 1894, uno de los mayores embates naturales que ha afectado la población merideña y que cumple para esta fecha 120 años. Es posible ver en las gráficas cómo las personas acamparon en las plazas para resguardarse por temor a las réplicas del sismo y que las casas terminaran de caerse, también se pueden observar como quedaron algunas estructuras arquitectónicas importantes de la ciudad después del siniestro.

Otras imágenes hacen referencia a paisajes urbanos, personalidades de la época, paisajes naturales, efemérides y celebraciones. Cada uno de estos elementos propicia una mirada retrospectiva a la historia emeritense, favorece el sentido de identidad y reconocimiento; la muestra fotográfica permite al espectador indagar en el pasado, confrontar el proceso de transformación que ha vivido la comunidad merideña, así como sentirse partícipe de los cambios que ha dado la ciudad a través del tiempo.
Para una mejor apreciación de la colección fotográfica, esta se ha divido en las siguientes secciones:
-          Terremoto de Mérida.
-          Urbanismo.
-          Personalidades.                                                       

  

domingo, 22 de diciembre de 2013

NAVIDAD EN LA IGLESIA CATÓLICA


La Navidad (latín: nativitas, ‘nacimiento’)  es una de las festividades más importantes del cristianismo, junto con la Pascua de resurrección y Pentecostés. Esta solemnidad, que conmemora el nacimiento de Jesucristo en Belén, se celebra el 25 de diciembre en la Iglesia católica, en la Iglesia anglicana, en algunas comunidades protestantes y en la Iglesia ortodoxa rumana. En cambio, se festeja el 7 de enero en otras iglesias ortodoxas, que no aceptaron la reforma hecha al calendario juliano para pasar al calendario conocido como gregoriano, nombre derivado de su reformador, el papa Gregorio XIII.
Los angloparlantes utilizan el término Christmas, cuyo significado es ‘misa (mass) de Cristo’. En algunas lenguas germánicas, como el alemán, la fiesta se denomina Weihnachten, que significa ‘noche de bendición’. Las fiestas de la Navidad se proponen, como su nombre indica, celebrar la Natividad (es decir, el nacimiento) de Jesús de Nazaret.
Con la celebración de la Natividad en las vísperas del 25 de diciembre se inicia en la Iglesia católica el llamado «tiempo de Navidad», que abarca la celebración de la Sagrada Familia (domingo infraoctava de la Natividad), la solemnidad de Santa María, Madre de Dios (1 de enero, es decir, la octava de la Natividad), la solemnidad de la Epifanía del Señor (6 de enero) y la fiesta del Bautismo del Señor (domingo después de Epifanía), con la que concluye ese período. El período de la Natividad también incluye otras festividades tales como la de san Esteban, protomártir (26 de diciembre), la de san Juan, apóstol y evangelista (27 de diciembre) y la de los Santos Inocentes (28 de diciembre).
Es costumbre que se celebren varias misas en Navidad, con distinto contenido según su horario. Así, la noche anterior (Nochebuena) se celebra la famosa Misa de Gallo o Misa de Medianoche; en algunos lugares se oficia una Misa de la Aurora que acompaña el amanecer del 25 de diciembre, de forma de vivir la noche de Navidad como una vigilia festiva. Finalmente, también se celebra la Misa del día. En la basílica de San Pedro y en el marco de la Misa del día, el papa predica un mensaje de Navidad a todos los fieles del mundo. Desde el «balcón de las bendiciones», imparte luego una bendición solemne conocida como Urbi et orbi (en latín: A la ciudad (de Roma) y al mundo).
El equipo del Museo de Arte Colonial de Mérida les desea una Feliz Navidad y un venturoso Año Nuevo 2014.

Imagen: Adoración de los pastores, obra deGerard van Honthorst que escenifica la Navidad. Fue presentada el 25 de diciembre de 1622.


martes, 17 de diciembre de 2013

EL OFICIO DE LA FUNDICIÓN EN EL ESPACIO ALTERNO DEL MUSEO DE ARTE COLONIAL DE MÉRIDA.

El Museo de Arte Colonial mantendrá hasta el 25 de enero del 2014 la exposición "Fundición en la época colonial" en Espacio Alterno. Dicha muestra la conforma una serie de objetos de uso cotidiano y de carácter decorativo, empleados durante los siglos XVIII y XIX.
La fundición durante la época de dominación española en la provincia de Venezuela para el siglo XVII, fue un oficio artesanal que se caracterizó por tener una orientación hacia la producción mecánica y repetitiva de objetos utilitarios. Por ello fueron muy pocos los difundidos con un fin puramente estético y la creación artística estuvo reducida de esa producción.
La importación fue uno de los factores decisivos en el inicio de la orfebrería en Venezuela, que se origina con la fundación de la ciudad de Nueva Cádiz en la Isla de Cubagua y para el año 1516, por cumplimiento de la Casa de Contratación de Las Indias, se ordenaba proveer a los religiosos de ciertos objetos para el culto, de manera que para la iglesia de Santiago de aquella población, las primeras alhajas de plata que servirían de modelo a las obras de los primeros orfebres.
          Con la guerra de la Independencia y el terremoto de 1812, la labor de la orfebrería desapareció en gran parte, aun cuando en un principio sus maestros fueron ocupados en la fabricación de estribos, empuñaduras de espadas, balas de cañón y de mosquetes, entre otros.
En todo el territorio venezolano, los maestros de Caracas fueron los más notables y a ellos se les encomendaron trabajos para iglesias y casas de otras poblaciones cercanas. De allí la repetición de ciertos modelos de obras en toda la región central; en otras ciudades del interior hubo también algunos fundidores. Los maestros fundidores se dedicaban principalmente a la fabricación de todo lo relativo al adorno de portones, clavos, quicialeras, bocallaves, llamadores, mascarones y cantoneras. Para la iluminación de hogares: los candeleros, blandones y arañas; Muebles: manillas y bocallaves; Cocinas: morteros, pailas, ollas y múcuras; Aperos: estribos, espuelas, botones y frenos; iglesias y haciendas: Campanas, incensarios, cáliz, etc.
La colección del Museo de Arte Colonial de Mérida posee una variedad de objetos metálicos con diversos usos y materiales, que datan desde finales del siglo XVI y el XIX, clasificados en los siguientes grupos:
1.- Objetos y ornamentos litúrgicos o de culto (custodia, candelabros, botafumeiros ‘incensarios’, y campana).
2.- Objetos utilitarios para el hogar (múcuras, planchas a carbón, llamador, llave, anafre, caja de caudales y romana).
3.- Objetos de agricultura,  ganadería y aperos (escardillas, estribos, herraduras, clavos y frenos para caballo).
4.- Armas y municiones (balas de cañón y fragmento de bayoneta).

sábado, 12 de octubre de 2013

Exposición "COEXISTENCIA". Espacio Alterno del Museo de Arte Colonial de Mérida.

La Fundación para el Desarrollo Cultural del Estado Mérida, Fundación Espacio Ana Frank y el Museo de Arte Colonial de Mérida, en el Marco de la Feria Internacional de Turismo FITVEN 2013, tienen el gusto de invitarlos a la Inauguración de Exposición de carteles "COEXISTENCIA", que tendrá lugar el día viernes 18 de octubre de 2013, en el Espacio Alterno del Museo de Arte Colonial de Mérida a las 7:30 p.m.

Entrada libre.



ASISTE

martes, 10 de septiembre de 2013

EL MUSEO DE ARTE COLONIAL DE MÉRIDA INAUGURA LA EXPOSICIÓN "NATURALEZA BORDADA" DE AGATINA RIVAS

Este sábado 14 de septiembre a partir de las 11:00 a.m., el Espacio Alterno del Museo de Arte Colonial de Mérida inaugura la exposición "Naturaleza Bordada" de Agatina Rivas.

La década de los 90 es la época más fructífera para Agatina Rivas desde su creación artística; esta cultora merideña comienza a realizar los hermosos tapices, que en un principio surgieron de la idea de las colchas que se realizaban de retazos de telas, pero como artista, volcó su ingenio hacia la naturaleza.  Así fue como su primer tapiz sorprendería a amigos y familiares, este era: “dos gallos con sus coloridas y espléndidas colas, en posición de canto mañanero”.  De allí afloró un sinfín de imágenes, donde la naturaleza es su principal inspiración; arboles, flores, aves, plantas, peces, cielos, entre otros, son los temas que Agatina plasma con dedicación y detalles.

Sus tapices están colmados de una sencillez en lo representado, así como en los materiales utilizados, fibras naturales, lanas, retazos de telas, entre otros, que se entrelazan en cada puntada hasta formar sus ingeniosas creaciones.

Paralelamente, las máscaras forman parte de sus genuinas creaciones, que las inicia un poco antes que los tapices, sus orígenes están inspirados en las  máscaras de “Los Diablos de Yare”, se han transformado y han tomado características propias de esta creadora, y es quizás ese mestizaje y el sincretismo latinoamericano lo que ha influenciado e inspirado en plasmar cada uno de estos rostros.


Ninguno es igual a otro, así son las creaciones de Agatina Rivas, tan auténticas y originales como su infinita creatividad.

martes, 16 de julio de 2013

MUSEO DE ARTE COLONIAL RINDE TRIBUTO A LA VIRGEN DEL CARMEN

Nuestra Señora del Monte Carmelo, referida comúnmente como Virgen del Carmen o Nuestra Señora del Carmen, es una de las diversas advocaciones de la Virgen María. Su denominación procede del llamado Monte Carmelo, en Israel, un nombre que deriva de la palabra Karmel oAl-Karem y que se podría traducir como 'jardín'. Existen hoy en activo órdenes carmelitas repartidas por todo el mundo, masculinas y femeninas, las cuales giran en torno a esta figura mariana.
En España es patrona del mar y de la Armada Española. También lo es del Ejército de los Andes, que liderado por el general José de San Martín, gestó la independencia de Argentina y Chile. Es considerada Reina y Patrona de Chile, de sus Fuerzas Armadas y de Carabineros de Chile; es patrona de la Policía Nacional de los colombianos, los transportadores en Colombia; en el Perú es “Patrona del Criollismo” y "Alcaldesa de la Ciudad de Lima"; en Bolivia es la patrona de la Nación y de sus Fuerzas Armadas; y en Venezuela es la patrona del Ejército.
Esta advocación da nombre a todas aquellas personas que se llaman Carmen, Carmela o Carmelo, celebrando su onomástica el día de la fiesta de esta Virgen, el 16 de julio.

Orígenes del culto
Según la tradición, durante la celebración de Pentecostés, algunos fieles que investigaban la vida de los profetas Elías y Eliseo en el Monte Carmelo, actual Israel, fueron convertidos alcatolicismo tras la aparición de una nube en la que iba una imagen de María. En ese monte, fundaron un templo en honor a la Virgen y la congregación de los Hermanos de Santa María del Monte Carmelo, la que pasó a Europa en el siglo XIII luego de su persecución en Tierra Santa.
El 16 de julio de 1251, la imagen de la Virgen del Carmen se le habría aparecido a San Simón Stock, superior general de la Orden, al que le entregó sus hábitos y el escapulario, principal signo del culto mariano carmelita. Según es tradición la Virgen prometió liberar del Purgatorio a todas las almas que hayan vestido el escapulario durante su vida, el sábado siguiente a la muerte de la persona y llevarlos al cielo, creencia que ha sido respaldada por los Pontífices. La iconografía principal de la Virgen la muestra portando dicho escapulario.
La devoción mariana hacia la Virgen del Carmen se extendió a muchos países de Europa y América, destacando entre ellos EspañaArgentinaBoliviaChileColombiaCosta RicaGuatemala, MéxicoPanamáPerú y Venezuela.

 El culto de la Virgen del Carmen en Venezuela
En Venezuela una de las devociones más populares es la de la Virgen del Carmen. El centro de peregrinación más importante está ubicado metros más arriba de la Plaza Bolívar en el Municipio Boconó del Estado Trujillo y es llamado Iglesia de Nuestra Señora del Carmen (Boconó) en la cual se organiza una larga Romería por las distintas calles de la parroquia vísperas el 15 de Julio a las afueras de la iglesia en la que se destacan bailes serenata y presentación de conjuntos musicales y el día central es el 16 de Julio en el que se celebra la solemnidad de esta advocación Mariana la misa siempre es celebrada por el Obispo de la Diócesis y concelebrada por sacerdotes invitados dicha parroquia eclesiástica lleva su nombre.
De igual forma se celebra en el municipio Colina, en la isla de Margarita, en el municipio Sucre del Iglesia de Nuestra Señora del Carmen (Boconó)Estado Miranda]] (donde se encuentra laCapilla Nuestra Señora del Carmen, actual centro de evangelización del Barrio El Campito), en el sector El Calvario - en el Municipio El Hatillo, en el Barrio de Candelero en Ocumare del Tuy (Estado Miranda). Asimismo, es venerada en el estado Zulia, específicamente en la Guajira venezolana, donde ya desde los tiempos de la Colonia, los misioneros destinados a la evangelización de los pueblos indígenas Añú y Wayuu inculcaron la devoción a su patrona y protectora. También es venerada en el Municipio Píritu (estado Falcón) y es la patrona del pueblo de Araira en el Estado Miranda en el estado Zulia se celebra en el municipio Mara específicamente en la población de Carrasquero, con una devoción de más de 70 años y en San Rafael del Mojan con 22 años de devoción.
Otra celebración en honor a la Virgen del Carmen se lleva a cabo en Guasdualito, una ciudad del estado Apure, del cual es la patrona desde el 16 de julio de 1835. Cada año, durante la semana previa al 16 de julio, la imagen de Nuestra Señora viaja de casa en casa, en una oración conjunta en la que participa la comunidad con fe. El día 16, un pequeño grupo de 50-60 personas se dirigen al río, y en canoas transportan la imagen por el río Salare hacia la casa de otro parroquiano. Una vez que la imagen regresa a la costa, la procesión y la gente en las calles acompañándola termina en la Iglesia de Nuestra Señora del Carmen, donde la fiesta continúa hasta el anochecer.


El Museo de Arte Colonial de Mérida posee en su colección tres pinturas de pequeño formato, dedicadas a la iconografía de la Virgen del Carmen: PIN-042- Virgen del Carmen. Anónimo del siglo XVIII. Venezuela, óleo sobre madera, dimensiones 27,5 x 21 cm.;  PIN-045- Virgen del Carmen. Anónimo del siglo XVIII, Venezuela, óleo sobre metal, dimensiones: 30 x 22 cm. y PIN-066- Virgen del Carmen. Anónimo del siglo XVIII, Venezuela, elaborada sobre una placa de metal.

























Fuente:http://es.wikipedia.org/wiki/Virgen_del_Carmen. Recuperado julio 16,2013.